Unblogged

Por Enrique Bernaola

viernes, 4 febrero 2011, 18:30

El día que murió la música

En la categoría: Revival

El pasado 3 de febrero se cumplieron 52 años de uno de los sucesos más trágicos de la historia de la música en general, y del rock and roll en particular. Buddy Holly, Richie Valens y J.P. 'The Big Bopper' Richardson perdían la vida en un misterioso accidente aéreo que supuso, para muchos, la muerte de la música.

Aquel desastroso desenlace conmocionó a la sociedad estadounidense, que nunca llegó a entender cómo pudo producirse tan penoso cúmulo de infortunios. Por aquella época, en 1959, el gran Buddy Holly, uno de los precursores del rock and roll, acababa de romper con su banda, The Crickets, y se disponía a realizar una agotadora gira por Estados Unidos que le llevaría a 24 ciudades en cuestión de tres semanas.

Su debilitada economía le obligaba a desempeñar semejante desgaste. Una de aquellas paradas estaba en Clear Lake, Iowa, donde acudía como estrella principal del festival Surf Ballroom. Sin embargo, el duro y frío invierno complicó la logística de todo su equipo una vez terminado el concierto. Ante la imposibilidad de poder desplazarse por carretera y la falta de calzoncillos limpios (la lavandería de Clear Lake estaba cerrada), Buddy Holly optó por fletar una avioneta para poder desplazarse a su siguiente destino, Moorhead, Minnesota.

Para ello contrató los servicios de un joven e inexperto piloto llamado Roger Peterson, que les cobró 36 dólares por el trayecto. En principio, Holly iba a viajar acompañado sus dos compañeros de banda, Tommy Allsup y Waylon Jennings. Sin embargo, Ritchie Valens (autor de la archiconocida canción La Bamba), pidió que le cedieran un sitio al no haber volado nunca y, jugando con una moneda a cara o cruz, logró su objetivo.

Por su parte, 'Big Bopper' quiso también una plaza en la avioneta aquejado de gripe y Jennings le ofreció su asiento. Al enterarse Holly de que éste último se quedaba en tierra, le espetó que ojalá su autobús se congelara, a lo que Jennings respondió de manera profética: "Ojalá se estrelle tu avión".

Unas horas más tarde de comenzar el vuelo, se informó de la desaparición de la avioneta y fue a la mañana siguiente cuando se encontraron sus restos en un campo de maíz. Los cuerpos de los tres músicos habían saltado por los aires mientras el piloto yacía muerto en su cabina. Un final triste para una historia que todavía hoy sigue sin esclarecerse por diferentes motivos.

El cadáver de 'Big Bopper' apareció algunos metros más alejado del resto y los investigadores creyeron que pudo haber intentado pedir ayuda sin éxito. Pero lo que sobretodo provocó el misterio de tan trágico suceso fue la aparición, meses más tarde, de una pistola en las cercanías del accidente. Al parecer, pertenecía a Buddy Holly y muchos pensaron que se produjo algún tipo de discusión entre los músicos que terminó con la avioneta estrellada.

En 2007 se exhumó el cadáver de 'Big Hopper' con el fin de zanjar el asunto de una vez por todas y en búsqueda de algún resto de pólvora, pero fue en vano. No se encontró nada y la duda sigue todavía en el aire... Lo que sí quedó claro es que para muchos supuso la muerte de la música, tal y como cantaba Don McLean en su célebre canción American Pie. Y no le falta parte de razón. Buddy Holly, a sus 22 años, podía presumir de haber compuesto numerosos discos que más tarde sirvieron de influencia e inspiración para bandas tan importantes como The BeatlesThe Rolling Stones. Sigan descansando en paz...

----------------------------------------------------------------------------------------------

Recuerda que puedes seguir informado de todo lo publicado en UNBLOGGED a través de su página en Facebook.

¿Te ha parecido interesante la noticia? No

1 comentario

Edward_Louis_Severson_III

#3 10.feb.2011 | 20:55

The daaaaaayyyyy the muuuuuusic diiieeessssss...

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

avatar
Queremos saber tu opinión

¿Nuevo en MARCA.com?. ¡Bienvenido!. Consigue aquí tu cuenta gratis para participar.

Recordarme en este ordenador ¿Olvidaste tu contraseña?

El otro lado de la música, un lugar no apto para todos los oídos. Como decía Aldous Huxley, "después del silencio, lo que más se acerca a expresar lo inexpresable es la música". Twitter: @enriquebernaola

Aviso legal | Contacta con tiramillas | Un web de Marca.com